DIANA, UNA MOTOPATRULLERA DE SSP AL SERVICIO DE MICHOACAN

—.Diana Gabriela es una agente de Tránsito y Movilidad de la Policía Michoacán, quien sirve a la sociedad desde esa trinchera; además, continúa con su profesionalización, estudiando la Licenciatura de Derecho—.

Raúl PUENTE-MORALES—.

Morelia, Michoacán, a 8 de marzo de 2019.- “Tengo una gran responsabilidad de hacer la diferencia. Lo tomé como un reto, y poder hacer el trabajo a la par que cualquier otro de mis compañeros, es un compromiso grande”, indicó Diana Gabriela, quien forma parte del agrupamiento de Motopatrullas de la Policía Michoacán.

Ella cuenta con 36 años de edad y está adscrita a la Dirección de Tránsito y Movilidad desde hace dos, en los cuales ha caminado paso a paso con el resto de los integrantes, para lograr consolidarse en un área que, antes, era representada únicamente por hombres. Así, Diana antepuso la vocación de servicio como premisa para su crecimiento.

“Soy una persona muy servicial, siempre me ha gustado estar atenta de mi comunidad”, compartió.

LA HISTORIA DE UNA MUJER POLICÍA

Diana Gabriela, una mujer con deseo de construir una mejor sociedad, se interesó en formar parte de la Policía Michoacán para contribuir a ello. Cuenta que aproximadamente hace tres años, se encontró con un módulo de Reclutamiento Policial en el Centro Histórico de Morelia y ahí inició su historia.

Tras ser destacamentada a la Dirección de Tránsito y Movilidad, comenzó un nuevo proceso para el área y ella misma, ya que la convivencia diaria era con hombres “al principio costó un poco de trabajo la adaptación, porque en ese entonces había muy pocas mujeres, pero fue cuestión de tiempo y confianza, porque ya a estas alturas hay muy buenas amistades”, relató.

Luego de dos años de desempeñarse como agente de tránsito, señala que busca ser un ejemplo para otras mujeres que se encuentran con la ilusión de formar parte de la Policía Michoacán y que se puede realizar el mismo trabajo que un hombre lleva a cabo, con disciplina, respeto, honestidad y valor.

  • ¿Qué te impulsa todos los días para desempeñar tu labor?
    El motor es mi familia, siempre me han apoyado. Salimos de casa y nunca sabemos si vamos a regresar. Mi familia y servir a la sociedad son mi motor; me gusta mucho cuando la gente me agradece, cuando haces la diferencia; eso es lo que me llena de orgullo, lo que me mantiene a flote”, puntualizó.

Formar parte de la corporación la ha inspirado a continuar creciendo y desarrollándose como persona y profesionista, ya que la Secretaría de Seguridad Pública le brinda el apoyo para que lleve a cabo su labor como agente policial y a la par estudie la Licenciatura en Derecho, con la firme convicción de seguir contribuyendo a un mejor Michoacán, desde diferentes trincheras.

También te puede interesar